📦 ENTREGA GRATUITA EN PEDIDOS SUPERIORES A 25€ (PENINSULA)
🎁 Llévate 2 MUESTRAS EN PEDIDOS SUPERIORES A 60€
Carrito de compras

5 maneras en que la música nos hace más felices y saludables

publicado por Cristina Román García De Castro el

 

Aquí tienes 5 razones para disfrutar más de la música cada día

¿Amas la música?

No estás solo. Las encuestas muestran que los europeos pasan hasta cuatro horas al día escuchando música. Ya sea en la radio, en streaming o en vivo, nos encanta escuchar música, y por muy buenas razones.

La música tiene una forma de conectarnos con los demás y con nuestros recuerdos.

Probablemente todos podamos recordar una canción específica en un momento específico de nuestras vidas, ya sea caminando por el pasillo, cantándole una canción de cuna a un hijo o nieto o bailando con un mejor amigo.

Escuchar esa canción puede traer ese recuerdo con gran claridad.

La música también nos hace sentir mejor. Nos da energía, mejora nuestro estado de ánimo e incluso puede ayudarnos a controlar el dolor y la enfermedad.

¿La mejor parte? Cualquier tipo de música puede estimular estos beneficios. Ya sea que te gusten los éxitos del rock clásico, el jazz, el rap, la reggaeton o el pop, todos los géneros tienen el poder de mejorar nuestras vidas y nuestra salud.

Estas son algunas de las formas en que la música nos beneficia.

1. La música mejora la memoria.



¿Recuerdas haber aprendido la canción del alfabeto? Lo más probable es que recuerdes haberlo aprendido, y lo más probable es que recuerdes la melodía.

La música tiene una forma de ayudarnos a memorizar información, por eso muchos de nosotros aprendimos el alfabeto, los días de la semana y los meses del año en canciones.

La música también puede ayudarnos a recordar de otras maneras. Un estudio confirmó que aquellos que escuchaban música tenían mejor memoria y atención, y un estado de ánimo más positivo, que aquellos que escuchaban un audiolibro o nada.

Otros estudios han demostrado que incluso las personas con Alzheimer pueden retener mejor la información después de escuchar música.

Si tiene problemas con la memoria a medida que envejece, la música puede ayudar.

Intenta escuchar música que encuentres estimulante antes o mientras aprendes algo nuevo. Puede ayudarlo a recordar mejor lo que lee, escucha o ve.

2. Nos ayuda a manejar el dolor.

A veces con la edad vienen dolores y molestias. La música se ha mostrado muy prometedora para ayudar a las personas a controlar este tipo de dolor, así como el dolor causado por afecciones como la fibromialgia.

Los investigadores creen que la música ayuda a liberar sustancias químicas para sentirse bien que median el dolor, incluida la dopamina (la hormona del placer y la recompensa), la serotonina y la oxitocina.

La música puede incluso desencadenar la liberación de opioides endógenos, que actúan como hormonas para ayudarnos a controlar el dolor.

¿Quieres probarlo? Te sugerimos buscar un musicoterapeuta certificado por la junta en su área o experimentar en casa con su música favorita.

3. Música = alivio del estrés

¿Te sientes un poco estresado últimamente? La música puede ayudar.

Los estudios demuestran que escuchar música después de un evento estresante puede ayudarlo a recuperarse más rápido.

Es probable que esto se deba a que las mismas hormonas y procesos que ayudan con el dolor también ayudan a aliviar el estrés.

Escuchar música puede reducir el ritmo cardíaco, disminuir la presión arterial, disminuir el cortisol (la hormona del estrés) y aumentar las hormonas del bienestar y las endorfinas.

Entonces, cuando te sientes a relajarte después de un día estresante, intente escuchar música que le guste mientras toma un té, se estira o realiza otras actividades relajantes.

4. La música nos ayuda a ejercitarnos mejor.

Si escuchas música cuando haces ejercicio, tenemos buenas noticias. Se ha demostrado que la música lo ayuda a hacer ejercicio de manera más eficiente y vigorosa que el silencio u otros sonidos.

Escuchar música de ritmo rápido mientras camina, trota o anda en bicicleta reduce su "conciencia del esfuerzo"; en otras palabras, trabaja más de lo que lo hubiera hecho sin música, sin darse cuenta de que está trabajando más duro.

Los investigadores también muestran que hacer ejercicio con música hace que tu entrenamiento sea más largo.

La próxima vez que salga a caminar o se suba a la caminadora, intente escuchar algunas melodías de ritmo rápido. Es probable que obtenga mejores resultados sin sentir que está trabajando más duro.

5. La música activa nuestro cerebro.

¿Luchas con el enfoque o la creatividad? Estimular su cerebro a través de la música puede ayudar.

Los estudios demuestran que escuchar música fuera de su zona de confort puede estimular su cerebro de maneras que no puede escuchar música familiar.

Cuando escuchamos nuevos tipos de música, nuestro cerebro se esfuerza por darle sentido, estimulando nuevos caminos que pueden mejorar la atención, el enfoque y la resolución de problemas.

Cuando su amigo o nieto lo invite a escuchar su banda favorita, pruébelo. Es posible que te encuentres disfrutándolo, o al menos los beneficios, más de lo que crees.

Cuéntanos… ¿Cómo incorporas la música a tu día a día?

Publicación anterior


0 comentarios

Dejar un comentario

Tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados